Consejos para una buena rutina de ejercicios

enero 2, 2018

Hacer más ejercicio es una de las metas que nos proponemos todo el tiempo ¡y también la que más pronto se nos va como el agua entre las manos! ¿Quieres tener éxito en tu deseo de mantener — sin desanimarte — tu rutina de ejercicios? Aquí te damos seis consejos que podrían ayudarte.

1.  Escoge una rutina de ejercicios a tu medida

Ahora  que hay más variedades de ejercicios que nunca, no te conformes con inscribirte en un gimnasio.  Busca una rutina de ejercicios que vaya con tu estilo de vida y con tu personalidad. Algunos de los ejercicios nuevos que se ofrecen en los gimnasios incluyen: piloxing (Pilates y boxeo), yoga-fit (yoga y ejercicios de estiramiento), cy-yo (yoga con bicicleta rápida)…. En estos se combinan ejercicios diferentes para mover y tonificar a la vez más grupos musculares. Como los resultados son evidentes más rápidamente, aumentará tu motivación. Como ves, las ofertas son variadas y es fundamental que escojas la que más te convenga y te guste. Si te identificas con la rutina de ejercicios que realizas, será mucho más fácil habituarte y practicarla con regularidad.

2.  Haz ejercicio al aire libre

¿Sabías que hacer tus rutina de ejercicios al aire libre hace consumir hasta un 5 por ciento más de calorías que bajo techo? Además, el ejercicio al aire libre puede reducir la tensión, la frustración y la depresión, según un estudio publicado en el medio profesional Environmental Science and Technology. ¿Algunos ejercicios que puedes hacer al aire libre? Baloncesto (con tu familia), voleibol, natación, tenis, ping-pong,  senderismo (caminatas), artes marciales (karate, tai-chi) y remo. Incluso, salir al parque más cerca de tu casa y realizar flexiones en los bancos del parque también cuenta. Además, hay grupos que se entrenan para correr un 5K, 10K o hasta media maratón ¡o uno completo!

3.  Ponlo por escrito

Una manera efectiva de mantenerte firme en tu lucha por mantener tu rutina de ejercicios o para perder peso es comprometiéndote con el objetivo y ¡poniendo las cosas por escrito! De acuerdo al Registro Nacional para el Control de Peso (National Weight Control Registry), entidad que  supervisa la pérdida de peso a largo plazo, “llevar un registro de los alimentos que consumes – ya sea en línea o en un cuaderno – funciona.”  Y agrega: “Seguir de cerca la ingesta de calorías y cuántas se queman a través del ejercicio es una manera sencilla de perder de 1 a 2 libras por semana.”,

Otras entidades, como la fundación Livestrong, están de acuerdo: “Las investigaciones demuestran que aquellas personas que mantienen un registro de su progreso se apegan mejor a sus rutinas y obtienen mejores resultados que aquellas que llevan su rutina de ejercicios de manera más informal.”

Haz un contrato contigo mismo(a) y síguelo al pie de la letra. Verás los resultados.

4.  Agrega “ejercicios disfrazados” a tu rutina diaria

Algunos de los mejores ejercicios no se hacen en el gimnasio, sino que vienen disfrazados en las actividades del día a día como arreglar tu jardín, barrer la casa, caminar con tu perro…  “Todo cuenta”, asegura Wendy C. Fries, especialista en temas de salud. “Si caminas dos veces al día por 10 minutos y sigues algunos de estos consejos, quizás obtengas una rutina de ejercicios (de bajo impacto) que dure 30 minutos:

  • Coloca tu cortadora de césped en el modo de “empuje”
  • Estaciona tu vehículo al final del lote de estacionamiento.
  • Sal del edificio de tu oficina y crea reuniones caminando
  • Barre las hojas del jardín o recógelas con un rastrillo en vez de usar el soplador de hojas.
  • Al viajar en autobús (o en tren) bájate unas paradas antes de tu destino.
  • Camina por el centro comercial – asegúrate de recorrer todos los pisos.
  • Usa las escaleras cada vez que puedas,
  • Inscríbete en todas las caminatas que puedas (5K, 10K…). Incluso, hay muchas que apoyan causas benéficas, como la lucha contra el cáncer del seno.
  • La próxima vez que pases la aspiradora o barras/trapees tu casa, ponle más volumen a la música  y hazlo siguiendo el ritmo.

5.  Ponle música a tu rutina de ejercicios

Las rutinas de ejercicio que vienen acompañadas de música energética y baile ¡parecen más una fiesta que a un régimen físico! Además: queman más calorías y son un excelente ejercicio cardiovascular. Unos investigadores de la Wisconsin-La Crosse’s Department of Exercise and Sport Science indican que la sesión regular de una “fiesta” de Zumba quema más de 300 calorías. De paso, ¡tonificas más músculos que con otro tipo de ejercicios!

Por cierto, ahora hay una mayor variedad de ejercicios “musicales”: belly dance, afro-bics (con ritmos  africanos), hip-hop, Bollywood ¡y hasta yoga aéreo!

6.  Haz ejercicios apoyándote con la tecnología

En estos tiempos, todo lo que hagamos tiene una aplicación que nos lo facilita en el teléfono o la tableta o en la muñeca (con dispositivos como el Apple Watch o el Fitbit). ¿Vas a correr? Considera una aplicación que te ayude a alternar tus vueltas de caminata con las de trote, o que te ayude a respetar un tiempo de calentamiento antes de cada sesión.

Escrito por: Doctora Aliza / VidaySalud

Publicado in Es saludable saber